Macron pide un método de gobierno “diferente” tras una decepcionante votación legislativa


París
CNN

El presidente francés, Emmanuel Macron, pidió un método “diferente” de gobernar en Francia en su primer comentario público después de las elecciones parlamentarias del domingo.

Hablando en un discurso nacional el miércoles, Macron dijo que reconocía las “fracturas profundas” en el país.

“No puedo ignorar las fracturas, las profundas divisiones que atraviesan nuestro país y que se reflejan en la composición del nuevo [National] Asamblea”, dijo.

Los votantes franceses eligieron un parlamento sin mayoría absoluta por primera vez en décadas el domingo, robando a Macron el respaldo legislativo del que ha disfrutado durante su primer mandato.

El partido del presidente sigue siendo el bloque más grande, pero ahora requiere la colaboración de otros grupos políticos para aprobar la legislación.

Al destacar las experiencias recientes de Alemania e Italia, Macron dijo que “ninguna fuerza política puede hacer leyes sola”.

“Debemos aprender colectivamente a gobernar y legislar de manera diferente”, agregó.

Tras reunirse con los líderes de los bloques políticos de la oposición, Macron dijo que “la mayoría” había expresado el deseo de evitar un “bloqueo” en la Asamblea Nacional.

¡El conjunto de Macron! bloque ganó 245 escaños el domingo, por debajo de los 289 escaños requeridos para una mayoría absoluta en la Asamblea Nacional francesa.

La coalición de izquierda Nueva Unión Popular Ecológica y Social (NUPES), una coalición de izquierda liderada por la figura de extrema izquierda Jean-Luc Mélenchon, quedó en segundo lugar con 131 escaños, según los resultados del Ministerio del Interior.

En el otro extremo del espectro político, el partido de extrema derecha Agrupación Nacional de Marine Le Pen obtuvo un récord de 89 escaños, colocándose en el tercer lugar.

Macron, que ganó un segundo mandato en las elecciones presidenciales de abril, se convertirá en el primer presidente francés en ejercicio sin mayoría parlamentaria desde la reforma electoral de 2000.

Ahora ingresa a un territorio desconocido de negociación y compromiso después de cinco años de control indiscutible.

Se espera que su coalición intente formar alianzas con otros partidos políticos, incluso llegando a la derecha tradicional, que ocupó el cuarto lugar el domingo.

Francia podría verse arrojada a la parálisis política si no logra hacer alianzas. Pero también podría significar que Macron tendrá dificultades para aprobar su agenda legislativa, incluido un plan impopular para aumentar la edad de jubilación, junto con planes para una integración más profunda con la Unión Europea.

Leave a Comment